trom-bom-tuba2

El trombón es un instrumento musical  de la familia de viento-metal. Su sonido se produce gracias a la vibración de los labios del intérprete en la parte denominada boquilla a partir de la columna del aire. Las diferentes notas se obtienen por el movimiento de un tubo móvil, denominado vara, produciendo de este modo sonidos que también se pueden controlar con una mayor o menor presión del aire.

El bombardino es un instrumento perteneciente a la familia de viento metal, con tubería cónica y con voz en la extensión de barítono-tenor. También llamado eufonio, este último nombre del instrumento significa «sonido agradable» o «voz dulce». El bombardino es un instrumento con pistones o con válvulas rotatorias. El sonido se produce por la vibración de los labios del intérprete en la parte denominada boquilla a partir de la columna del aire.

La tuba es el mayor de los instrumentos de viento-metal y sus antecesores son el serpentón y el oficleido. La tuba es el instrumento más grave de su familia. Consta de un tubo cónico de unos cinco metros y medio que se va haciendo grande a medida que se acerca a la campana o pabellón.  La boquilla de la tuba se coloca al principio del tubo y gracias a la vibración de los labios del intérprete se produce el sonido. Al igual que otros instrumentos de viento metal, contiene un sistema de válvulas que alarga o acorta el tubo.

Profesor:

Diego Molina Piñera

Horario de alumnos:

  • Jueves (15:30h/19:00h). Aula bemol

Horario de tutoría:

Jueves (21.30 a 22.00). Aula bemol

¿Qué haremos?

  • Comprender los conceptos de relajación y respiración y establecer la relación que tienen con el instrumento, adoptando una posición corporal que permita respirar con naturalidad y favorezca la correcta colocación del instrumento y la coordinación entre ambas manos.
  • Conocer el instrumento y la posición correcta ante él, así como la forma de hacerlo sonar controlando a su vez la columna de aire, posibilitando una correcta emisión, afinación, articulación y flexibilidad del sonido, a la vez que se disfruta con la propia producción del sonido y se presta atención al cuidado del instrumento.
  • Conocer los distintos sonidos que se pueden ejecutar con el instrumento a este nivel, trabajando tanto el ritmo como la producción de estos sonidos.
  • Conocer y diferenciar el concepto de afinación y desafinación como premisa indispensable para la ejecución individual y en conjunto.
  • Disfrutar con la audición de obras de este instrumento, fomentando a la vez el interés por escuchar música en vivo, interpretando en público un repertorio básico con un nivel de dificultad acorde con este nivel.
  • Comprender los elementos básicos de la expresión musical a través del trabajo en dúo o tríos, en obras adecuadas a este nivel.