30´5 litros de agua por metro cuadrado en poco más de una hora

 lluvias intensas

La fuerte tormenta caída  ayer en Calasparra dejaba bajos inundados y calles  convertidas en auténticos ríos. La lluvia cayó con intensidad desde las 20´30 horas y en aproximadamente una hora se registraron 30´5 litros de agua por metro cuadrado. La peor parte se la llevaron las urbanizaciones situadas en la rambla junto al cruce del Santuario, Valle del Sol y Cañada Verde, donde la fuerza del agua llegó a arrastrar coches y contenedores y entró en numerosas viviendas. También el paraje de Los Viveros, donde la fuerza del agua causó desprendimientos que han obligado a acordonar varias zonas por seguridad. La policía local, que tuvo que emplearse a fondo durante la tarde noche de ayer,  atendió numerosas llamadas de vecinos, por bajos inundados y tapas de alcantarillado que “saltaron” por la presión del agua. La situación más peligrosa se vivió en el Valle del Sol, donde una ciudadana de nacionalidad británica tuvo que agarrarse a una farola para evitar ser arrastrada por el agua.

La tormenta vino acompañada de fuerte aparato eléctrico en la zona. La Agencia Estatal de Meteorología anuncia para hoy cielos parcialmente despejados y mejoría del tiempo para el fin de semana. Las precipitaciones podrían regresar a partir del lunes.

Deja un comentario